Coronavirus y embarazo: ¡Mantén la calma!

Comparte

Coronavirus y embarazo: Protégete y mantén la calma. Si estás embarazada y te preocupa el coronavirus, oficialmente nombrado COVID-19, hay ciertas precauciones básicas que puedes tomar para cuidarte a ti y a tu familia.

Los datos sobre el embarazo y el coronavirus son muy limitados, pero basándose en información publicada de la American Academy of Obstetricians and Gynecologists (ACOG) y de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), parece que COVID-19 no supone un riesgo mayor para mujeres embarazadas de lo que es para la población en general.

Sin embargo, de acuerdo al ACOG, las mujeres embarazadas aún deben ser consideradas dentro del grupo de alto riesgo ante el virus.

Para protegerte, y a todos alrededor tuyo, lava tus manos con agua y jabón por al menos 20 segundos, cubre tu boca y practica el “distanciamiento social”, ya que no todas las personas que han contraído coronavirus presentan síntomas (tos seca, fiebre y falta de aliento entre otros). Los síntomas pueden aparecer desde segundo día de contagio hasta los 14 días.

Si bien no hay una vacuna para el coronavirus, todas las medidas preventivas son las mismas que usarías para protegerte de la gripe.

  • Evita el contacto cercano con personas que están enfermas.
  • Evitar tocar los ojos, la nariz y la boca.
  • Quédate en casa cuando estás enferma.
  • Usa un pañuelo desechable al toser o estornudar y tíralo a la basura, o tose o estornuda dentro del hueco del codo.
  • Limpia y desinfecta objetos y superficies que se tocan con frecuencia con un aerosol limpiador o una toallita.
  • Lava las manos con frecuencia con jabón y agua por al menos 20 segundos, especialmente después de ir al baño, antes de comer, y después de sonar la nariz, toser o estornudar. Si tienes niños, asegúrate de que se laven bien las manos también.
  • Practica el «distanciamiento social». Lo que significa poner una distancia física entre otras personas y tú. No todas las personas contagiadas de coronavirus presentan síntomas (tos seca y fiebre entre otros), pero sí podrían contagiar, por eso, permanece en casa.

Si estás en una situación en la que no tienes acceso a agua y jabón, te recomendamos usar un «desinfectante de manos de al menos 60 por ciento de alcohol». Si tus manos están visiblemente sucias, lávalas con agua y jabón tan pronto puedas.

Así como las medidas de prevención de COVID-19 son similares a las de la gripe o el catarro, los síntomas de COVID-19 también se parecen mucho a los de un resfriado u otra enfermedad respiratoria común. Incluyen fiebre, tos y falta de aliento. La OMS indica que hasta el 80% de los enfermos se recuperan sin la necesidad de un tratamiento especial y solo 1 de cada 6 se considera gravemente enfermo.

Distanciamiento social

Las autoridades médicas y expertos en salud advierten cada vez más sobre la importancia del distanciamiento social. Esto es reducir al mínimo el contacto con otras personas fuera de tu familia inmediata, especialmente si vives en una zona donde se conoce que el coronavirus se está propagando. El distanciamiento social puede ayudar a reducir la probabilidad de contraer el virus o de contagiar a otros, ya que los reportes indican que el virus puede permanecer sin síntomas por varios días.
El distanciamiento social entre individuos y familia es aún un tema algo vago y subjetivo de debate, pero por lo general se pueden tomar estas medidas:

  • Quédate en casa. Obviamente algunas salidas son indispensables, como al supermercado o al mercado local, pero trata de ir en horarios donde esté menos concurrido. O podrías contratar un servicio que te lleve los productos a tu casa. Por ejemplo, si necesitas pañitos húmedos para tus niños o pomada para escaldaduras, contáctate con el delivery de tu confianza y solicítalo en tu farmacia más cercana.

  • Sal, pero guarda tu distancia. Conserva una distancia de 2 metros entre otras personas y tú.
  • Usa la tecnología para estar en contacto con familia y amigos. Eso ayudará a que los adultos mayores de la familia no se sientan solos.

Estas medidas pueden sonar difíciles o incluso extremas, pero no serán para siempre. Sin embargo, estarás contribuyendo a reducir los contagios, de lo que se trata es de evitar que los servicios de salud se saturen.

Cómo estar en calma ante el COVID-19

Si estás preocupada por el coronavirus, no estás sola. En realidad, es perfectamente normal sentirte ansiosa durante el embarazo aún cuando todo marcha bien. Lidiar con el estrés y cuidar de ti es lo mejor que puedes hacer para un embarazo saludable. Considera:

  • Decir “no” y bajar el ritmo o incluso quitar actividades de tu lista diaria.
  • Dejar o pedir ayuda con algunas tareas. Si te es posible mejor toma un libro, una siesta o cualquier cosa que te ayude a relajarte.
  • Practica la respiración profunda, unos estiramientos o yoga.
  • Haz una planeación de alimentos bien balanceados y que te den energía, también de snacks.
  • Vete a la cama temprano
  • Sáltate las noticias, o al menos algunos. Sí, las noticias sobre el coronavirus cambian en poco tiempo, pero no necesitas saber todos los detalles de cada evento. Considera evitar del todo los canales de noticias y programas que sabes que causan más alarma.  Lo que sí importa en tu salud.

Sí tienes niños pequeños, trata de realizar actividades para entretenerlos durante el tiempo que deban estar en casa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *